Header Ads

[IDEA] NOVAMEAT CREA UN BISTEC EN UNA IMPRESORA 3D CON LAS MISMAS PROTEÍNAS Y EL MISMO SABOR QUE LA CARNE NATURAL

España, 30 Nov. 18 (MUNDOARK).- El bioingeniería italiano Giuseppe Scionti, de la empresa española Novameat, inventó el primer bistec sin carne, impreso en 3D, hecho de proteínas vegetales, que imita la textura de la carne de res.

Los ingredientes veganos como el arroz, los guisantes y las algas marinas, que proporcionan los aminoácidos necesarios para una dieta saludable, se convierten en una pasta alimenticia impresa en 3D para formar una sustancia cruda similar a la carne.


A pesar de la abundancia de productos sin carne ya en el mercado que tienen un sabor similar al de las carnes de animales, Scionti encontró que estos se limitan a las hamburguesas de imitación, nuggets de pollo o albóndigas. Ninguna de las ofertas reproduce un trozo de "carne fibrosa" como el filete o la pechuga de pollo.

En un esfuerzo por reducir el impacto de la agricultura animal y mejorar la nutrición de las personas, el investigador milanés se propuso crear una alternativa basada en plantas para los productos cárnicos "carnosos".

Al combinar la ingeniería de tejidos y la bioimpresión con métodos modernos de cocción, creó un producto vegano que posee la misma consistencia, apariencia y propiedades nutricionales que los productos de carne animal.

La impresión en 3D permitió al científico generar formas tridimensionales complejas y microestructuradas que, según él, son imposibles de lograr utilizando otras técnicas.

Para su primer prototipo, Scionti mezcló una cantidad limitada de contenido de proteína con un colorante de paella, dando como resultado una sustancia gelatinosa con un fuerte tono rojo.

Luego desarrolló un filete falso, así como una pechuga de pollo a base de plantas, con una mayor concentración de proteínas, e incluyó ingredientes específicos como lípidos, fibras, minerales y vitaminas, para imitar las propiedades nutricionales de la carne animal.

Esta versión no incluye ningún colorante y, por lo tanto, es de color marrón claro, similar a la carne cocida normal.

Las jeringas que contenían la pasta alimenticia de color beige se colocaron en una impresora 3D, que siguió un código preestablecido diseñado por Scionti utilizando un software de diseño asistido por computadora (CAD), para imprimir la mezcla en forma de un pequeño bistec que luego puede estar cocinado


Si bien hay algunas empresas que trabajan en la creación de carne artificial a partir de células animales cultivadas en los laboratorios, algunas veces conocidas como "carne limpia", estos métodos tardan mucho tiempo en hacerse y son caros. El método de Scionti le permite imprimir un trozo de bistec de 100 gramos en unos 30 minutos.

Para la producción a gran escala, el ingeniero biológico predice que la tecnología podrá reducir el tiempo y los costos de fabricación en diez veces, en comparación con los valores actuales.

Los alimentos producidos mediante esta tecnología también pueden esterilizarse y envasarse para ser almacenados y transportados a áreas inaccesibles.

Scionti también está investigando cómo incorporar medicamentos específicos en productos alimenticios para ayudar a las áreas del mundo donde están presentes las enfermedades endémicas.

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.