Header Ads

Carta de Alois Miro Quesada Koechlin donde transmite su indignación por casos de corrupción a Gabriel Miro Quesada, jefe del directorio del diario El Comercio

Se ha hecho publica una sorprendente carta que vale la pena conocer, esta escrita por Alois Miro Quesada Koechlin, uno de los mas jóvenes accionistas del grupo El Comercio, en donde muestra su indignación por las noticias de corrupción sobre todo relacionadas con José Graña que han manchado la reputación del diario y del apellido Miro Quesada tan relacionado a su historia.


En ella llama la atención, sobre todo, del jefe del directorio, Gabriel Miro Quesada, por la poca reacción que se ha tenido para recuperar la credibilidad y limpiar su reputación, haciendo ver que esta preocupación es el sentir de todos los accionistas. Esto seguramente esta directamente relacionado con el comunicado y editorial publicados recientemente en el Diario El Comercio sobre este tema.


A continuación compartimos la carta de Alois Miro Quesada que demuestra que dentro del diario, y sobre todo en las nuevas generaciones, también hay ejemplos de decencia y de preocupación por que las cosas se manejen de manera correcta:


Hola a todos, en especial a ti, Gabriel. Espero que estén muy bien

Quería comentarles un par de puntos que considero relevantes e importantes para nuestra empresa.

Como ya saben, venimos perdiendo valor patrimonial considerablemente, por un tema de credibilidad, ya que somos vistos como una empresa a los servicios de la corrupción y del Estado. Lamentablemente no es ajeno a mi memoria, ya que desde muy chico vi en la empresa prácticas muy deshonorables de cómo se robaban y traicionaban entre primos y no lo digo yo, lo sabe todo el Perú. Creando así una atmósfera de odio, resentimiento y distanciamiento entre primos, lo cual, felizmente, ya no se vive en mi generación.


Ahora, por culpa de un accionista que, cegado por la plata y el poder, no le bastó solo el gobierno de Alejandro Toledo si no que siguió sus malas prácticas hasta el gobierno de Martin Vizcarra; dejando unos 55 mil millones de sobrecostos en obras, haciendo más pobre al Perú y dejando en miseria y hambruna a miles de familias. Y claro, también destrozando nuestras marcas y patrimonio, que le servían como escudo protector para toda su corrupción.

Nunca tuvo la decencia de dar un paso al costado, nunca tuvo el gesto y la humildad de hacer un mea culpa hacia nosotros los accionistas; por el contrario para él no pasó nada y para los accionistas tampoco. Nadie dice nada, hasta hace pocos días que varios accionistas humillados y avergonzados por hechos ajenos a nosotros, nos unimos para pedir al Directorio un COMUNICADO y una CAMPAÑA en nuestras plataformas y marcas donde se deslinde responsabilidad hacia todos los accionistas y se esclarezca a la opinión pública que en el Grupo El Comercio somos una familia unida y no corrupta asociada a las empresas en cuestión: Odebrecht y Graña y Montero.


Ya despierten, que los que estamos sufriendo y sufriremos estas consecuencias durante la próxima década seremos nosotros, mi generación, ya que la generación de este accionista y sus secuaces ya están de salida (y espero que pronto) puesto que nos han hecho un daño terrible y casi irreparable.

Yo, así como un importante grupo de accionistas, pedimos y exigimos al Directorio que publique un comunicado en todas nuestras plataformas y marcas y no solo una vez, sino varias veces para que se posicione en la mente de nuestro lector y del Perú en general la realidad de nuestra empresa.

No entiendo hasta ahora cómo no se ha hecho nada y peor aún, ponen noticias de cómo va su proceso (parece un fantasma, ya que nadie habla de él), no tenemos que cuidar y esconder a un accionista que nunca se preocupó por nuestra empresa y menos por nosotros, su familia.

El que calla otorga, por eso ¡yo no callo! Y no tengo por qué pasar vergüenza cada vez que salgo a la calle y escucho un comentario desatinado hacia mi familia y patrimonio.


Me gustaría que investiguen y analicen un poco todos los comentarios de nuestra audiencia en nuestras plataformas digitales, y traten de entender la crisis comunicacional y de credibilidad que tenemos. Es realmente muy triste y preocupante haber llegado a este punto. Necesitamos una estrategia comunicacional ¡urgente!

Es hora de despertar, no hay más tiempo que perder. Estamos perdiendo lo más valioso que tenemos: nuestra credibilidad e imagen. ¡Ya basta de corrupción, el país ya no aguanta más!

Adjunto la carta a la opinión pública.
Saludos.

También te puede interesar ver estos VIDEOS de nuestro canal en YOUTUBE:

🎥 Antiguos videos de Lima Perú de 1928 a 1971 [ALGUNOS A COLOR] Historia


📽 Primer VIDEO A COLOR DEL PERÚ EN 1937 realizado por la Metro Goldwin Mayer [ESPECTACULAR]


No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.